Cuadros medievales

Galerías disponibles

Si estás cansado de ver ese cuadro en la pared, que no sabes ni los años que llevará ahí colgado y, en su lugar, quieres poner un lienzo que no deje indiferente absolutamente a nadie, entonces tienes que hacerte con uno de nuestros cuadros de la Edad Media ¡Sin duda!

No importa si decides usar la ilustración de un imponente caballero templario, un barco vikingo surcando los rios y mares, o una réplica de una auténtica obra de arte del Greco. Escojas lo que escojas, dotará de fuerza y personalidad el lugar que hayas elegido para su ubicación. 

Además, tendrás la opción de escoger  lienzos y pinturas de diferentes tipos de tamaño y formato, ya sea un único cuadro con marco o un lienzo de 5 piezas. Todos elevarán a otro nivel el concepto de decoración. 

Echad un vistazo a nuestra galería de cuadros medievales. No os dejará indiferente.

Galería Artística Buchmalerei

Buchmalerei significa Iluminación en Alemán.  Los magníficos manuscritos producidos en el monasterio situado en la isla de Reichenau se encuentran entre las más importantes de la Alta Edad Media.

Galería Artística El Greco

Doménikos Theotokópoulos,  más conocido como el Greco, fue un pintor del siglo XVI que desarrolló un estilo único. Su trabajo se desarrolló en retablos de iglesias, cuadros para instituciones religiosas y retratos únicos.

Cuadros y lienzos medievales

Caballeros Templarios, castillos de fantasía, salvajes vikingos y galeones surcando los mares. Representaciones medievales de lo más impactantes para decorar tu hogar, en todos los tamaños y formatos posibles.

Cuadros en lienzo de 5 piezas

Cualquier representación gráfica medieval será mucho más impactante ilustrado en un cuadro de varias piezas, y si tienes una larga pared sin decorar, sin duda ésta será tu elección predilecta. Disfruta de la mejor selección de cuadros medievales en piezas.

Historia de la ilustración en la Edad Media

La Edad Media fue un período de importancia crítica para Europa Occidental. La anterior “Edad Oscura”, que duró cientos de años tras la caída del Imperio Romano de Occidente, había sido una época de caos y pobreza sin un gobierno central fuerte que mantuviera el orden. Durante este período, las carreteras y los sistemas de distribución de agua romanos se deterioraron. La agricultura y la minería casi cesaron por completo. Los viajes eran peligrosos y las rutas comerciales no se utilizaban. Las tasas de natalidad disminuyeron y las enfermedades e infecciones diezmaron las poblaciones humanas y animales desnutridas.

El arte y la cultura occidentales eran prácticamente inexistentes, excepto por lo que estaba protegido por los monjes y misioneros cristianos. El clero se aferró a las tradiciones de la lectura, la escritura, la iluminación de manuscritos y la pintura de paneles para mantener la fe cristiana. Los monasterios eran los únicos centros de actividad cultural, educativa e intelectual que quedaban, y por lo tanto eran blancos de saqueo. En Irlanda, las sucesivas invasiones vikingas y nórdicas forzaron la retirada de los libros atesorados de sus lugares originales para poder protegerlos y esconderlos. Unos pocos textos sobrevivientes, como el Libro de Durrow, los Evangelios de Lindesfarne y el Libro de Kells son ejemplos maravillosos de arte y artesanía cristiana.

Carlomagno

La luz comenzó a entrar en la Edad Media a finales del siglo XX, cuando Carlomagno, hijo de un poderoso señor de la guerra que controlaba vastas tierras en lo que hoy es Alemania, Francia, Austria, Hungría y los Países Bajos, se convirtió en el líder de los francos, la mayor tribu de Europa. Él y su familia participaron en décadas de incursiones y conquistas militares para adquirir territorio, y establecieron un fuerte gobierno central junto con una estructura de control estabilizadora –un sistema feudal– que protegía a los ciudadanos más pobres a través de señores de la tierra regionales con milicias privadas. Este gobierno unió la mayor parte de Europa Occidental por primera vez desde la caída del Imperio Romano.

En el año 800 D.C. el Papa León, viendo la oportunidad de reinstaurar una Iglesia Occidental, hizo a Carlomagno Emperador del Sacro Imperio Romano. Pero los objetivos de Carlomagno iban más allá de la posición política. Aunque no podía leer y escribir por sí mismo, valoró la cultura y comenzó una serie de esfuerzos para fomentarla. Monjes escribas y artesanos laicos fueron importados al oeste desde el Imperio Romano de Oriente y comenzaron a crear libros.

Los eruditos ayudaron a establecer normas para la escritura en latín para que se convirtiera en la lengua formal unificadora del reino. El nuevo arte “carolingio” revivió el realismo romano y lo combinó con la estilización contemporánea. Por todo esto, Carlomagno (Carlos el Grande) sería llamado “el Padre de Europa”. Una de las obras más bellas de este período carolingio fue un libro de evangelios creado por el monje Godescalc, un extraordinario ejemplo de artesanía, arte, caligrafía y lenguaje.

Surgimiento de gremios de artesanos

El comercio internacional comenzó de nuevo en Europa durante este tiempo. La cultura creció, y para el 1200 el arte ya no era el único reino del clero cristiano. Los artesanos formaron gremios de artesanos, abrieron talleres y buscaron comisiones de la Iglesia, el gobierno, la nobleza y la clase mercantil cada vez más rica para crear frescos, pinturas en paneles y libros de oraciones iluminados.

Un ejemplo temprano notable es el libro iluminado llamado la Biblia de las Cruzadas (la Biblia de Morgan) que fue creado en el norte de Francia en 1240 y que presenta escenas de acción completas con heridas de batalla infligidas, y un realismo detallado que incluye tipos específicos de armas, espuelas, armaduras y otras prendas reales.

.

La amenaza de la Peste Negra

Cuando la Peste Negra golpeó en 1348-1350, mucho de lo que se había ganado corría el peligro de perderse para siempre de nuevo cuando muriera un tercio de la población de Europa. Sin embargo, la riqueza se consolidó en manos de menos familias, y después de recuperarse de los estragos de la enfermedad hubo un regreso al patrocinio de las artes, cosiendo finalmente las semillas del Renacimiento que se avecinaba.

El nacimiento del realismo en la ilustración

Prominentes y ricos clientes encargaron libros ilustrados bellamente encuadernados como posesiones personales de lujo. El valor de un libro puede ser igual al de una granja o un viñedo debido al costo de los materiales y el salario de los artistas. Los últimos años del siglo XIV y los primeros del siglo XV fueron la gran época del libro ilustrado y las pequeñas ilustraciones pintadas de Jean Pucell, Jean Fouquet, los hermanos Limburgo de ese período mostraron una habilidad y un logro extraordinarios.

El realismo se convirtió en un enfoque dominante de la pintura y los Limburgo mostraron cosas nunca antes realizadas, como sombras, humo de madera y la exhalación de vapor de la respiración en un día frío. Este arte rivalizaba con todo lo que se hacía en la pintura sobre tabla y en los frescos, y todo era ilustrativo.

Curiosidades de los gatos medievales (12 Fotos)

¿Alguna vez has intentado pintar un gato? Resulta que no es tan fácil como se podría esperar. ¡De hecho no lo fue para estos artistas medievales! Podían sobresalir en la pintura de escenas religiosas, retratos de la realeza y damas desnudas, pero se ve que este tipo de retrato en particular ofrecía un desafío totalmente diferente.

Hay un par de razones por las que estos graciosos gatos se ven como en las representaciones de arte medieval. Una de ellas es que el propósito principal de estas pinturas era traducir las escrituras religiosas a los analfabetos (hay que tener en cuenta que había relativamente pocas personas que supieran leer – monjes, sacerdotes y la nobleza), y la otra, los detalles innecesarios no estaban pintados tan escrupulosamente.

Por otro lado, la perspectiva lineal, que da una profundidad de pintura, no fue sistematizada hasta el Renacimiento italiano. Es por eso que los gatos deformes se ven tan planos y ligeramente deformados.

Mientras que la mayoría de ellos tienen la forma básica de un felino hasta un punto razonable, es la cara lo que parece fallar ligeramente. En lugar de los bonitos rasgos de gatito, que todos conocemos y amamos, los artistas, en cambio, parecen favorecer un aspecto lúgubre, casi humano, que hace que estas pinturas de gatos parezcan un poco, bueno, aterradoras. Supongo que los dibujos prueban que hemos estado obsesionados con compartir los memes de los gatos desde antes de Internet.

¡Comenzamos!

¿Buscas comprar un cuadro medieval barato?

Si quieres darle un aire distinto y decorar tu  hogar, ya sea tu habitación o la de tus hijos y, al mismo tiempo, querer transmitir personalidad y fuerza, entonces estás en la tienda de cuadros medievales adecuada, ya que hemos creado la mejor selección de lienzos, cuadros, ilustraciones, póster e ilustraciones artísticas medievales de todo tipo y formato posible.

Con una estética medieval, esto cuadros darán un nuevo color exclusivo a tu hogar, el cual estamos seguro que no dejará indiferente a ninguna visita. 

Desde  impresiones en vinilo de caballeros medievales, vikingos o samuráis, hasta las replicas de los cuadros más famosos del Greco. No solo renovarás tu hogar con cuadros y tapices de diversos tipos de marco y tamaños, sino que los podrás comprar al mejor precio posible. Eso sí, con todas las garantías que puede ofrecer una compañía como Amazon en caso de una posible devolución.

Lo podrás recibir en la puerta de tu domicilio, y desde los más pequeños hasta los más exigentes quedarán impresionados con la calidad de los cuadros medievales, ofreciendo un nuevo aire que solo puede ofrecer un lienzo medieval de 3 o 5 piezas.

Además de cuadros de la Edad Media, en esta galería de cuadros medievales también tenemos...

Última actualización el 2020-11-23 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados